Home / Arte / Historia del arte9 Pinturas impresionistas bañadas por el sol para celebrar que el verano ya está aquí

9 Pinturas impresionistas bañadas por el sol para celebrar que el verano ya está aquí

pinturas de verano

Ningún movimiento artístico ha capturado la naturaleza despreocupada del verano como el impresionismo. Sus artistas tenían un interés inherente por pintar al aire libre, así que el clima cálido, la abundante luz solar y los largos ​​días hicieron que el verano fuera especialmente atractivo para los impresionistas, cuyos lienzos salpicados de sol continúan maravillándonos hasta hoy.

Para ilustrar este interés artístico y estudiar una estética en común, hemos reunido una selección de nuestras pinturas impresionistas veraniegas favoritas. Con botes, playas, prados y fiestas, estas luminosas obras seguramente te inspirarán a disfrutar el verano.

 

Sumérgete en esta selección de pinturas impresionistas veraniegas.

 

La Grenouillère por Claude Monet

arte de verano

Claude Monet, “Bain à la Grenouillère”, 1869 (Foto: Wikimedia Commons Dominio público)

El impresionismo oficialmente surgió en 1872. Sin embargo, la mayoría de los pioneros del movimiento producían obras de estilo impresionista desde algunos años antes. Una pieza que ilustra esto es Bain à la Grenouillère, una pintura de un popular club de botes ubicado a las afueras de París. Completado por Claude Monet en 1869, este trabajo captura varias cualidades clave del impresionismo, incluido el uso de pinceladas gruesas, una paleta de colores vívidos y un interés en capturar los efectos fugaces de la luz en el agua.

 

El almuerzo de los remeros por Pierre-Auguste Renoir

verano en el impresionismo

Pierre-Auguste Renoir, “El almuerzo de los remeros”, 1880-1881 (Foto: Wikimedia Commons Dominio público)

A finales del siglo XIX, los paseos en bote se convirtieron en uno de los pasatiempos favoritos de los artistas parisinos. Pierre-Auguste Renoir inmortalizó este fenómeno en El almuerzo de los remeros, una de sus pinturas más célebres. La escena transcurre en un balcón iluminado por el sol de la Maison Fournaise, un restaurante que alquilaba botes de remos. Esta pieza captura la atmósfera jovial del sitio, que Renoir encontró particularmente inspiradora.

“Siempre puedes encontrarme en Fournaise”, escribió. “Ahí, he tenido la fortuna de ver tantas criaturas espléndidas como pudiera desear pintar”.

 

Canoa en el río Yerres por Gustave Caillebotte

pinturas de verano

Gustave Caillebotte, “Canoa en el río Yerres”, 1878 (Foto: Wikimedia Commons Dominio público)

Una de las “criaturas espléndidas” que Renoir veía regularmente en la Maison Fournaise era su amigo, el artista Gustave Caillebotte (de hecho, puedes encontrarlo en la esquina inferior derecha de El almuerzo de los remeros). Caillebotte, miembro del prestigioso Club Náutico de Paris, amaba los paseos en bote. Su interés en este pasatiempo es particularmente evidente en sus obras de 1877 y 1878. Durante este tiempo, completó muchas pinturas de navegantes, incluyendo Canoa en el río Yerres, una pieza que muestra a un remero solitario navegando a través de aguas de color verde jade.

 

The Boating Party por Mary Cassatt

arte de verano

Mary Cassatt, “The Boating Party”, 1893-1894 (Foto: Wikimedia Commons Dominio público)

La afinidad por pasar tiempo de ocio en el agua también está presente en The Boating Party, una pintura de la artista estadounidense Mary Cassatt. Al igual que gran parte de su trabajo, esta pieza presenta a una madre y su hija como sus sujetos principales. La obra también muestra su enfoque vanguardista del arte, caracterizado por su inclinación por el color exagerado y el uso de formas sueltas pero refinadas.

“Aquí, la cidra y el azul tallan arcos fuertes que dividen la imagen en formas asertivas, casi abstractas”, explica la Galería Nacional de Arte de Estados Unidos. “Esta imagen, con su atrevida geometría y patrones decorativos de la superficie, posiciona a Cassatt junto a pintores postimpresionistas como Gauguin y Van Gogh“.

 

Mujer con sombrilla de Claude Monet

pintura de verano

Claude Monet , “Mujer con sombrilla”, 1875 (Foto: Wikimedia Commons Dominio público)

Monet también incursionó en representaciones de madres con sus hijos; sin embargo, sus pinturas a menudo eran protagonizadas por su esposa, Camille. Mujer con sombrilla es una de las obras más conocidas de este pintor. La escena tiene lugar en Argenteuil, el suburbio de París donde la familia habitó de 1872 a 1878. La pintura retrata a su esposa y a su pequeño hijo durante un día agradable en un prado bañado por el sol. Esta interpretación despreocupada de la naturaleza es característica de la obra de Monet, quien una vez afirmó que le hubiera gustado “pintar como canta un pájaro”.

 

Paseo por el acantilado en Pourville por Claude Monet

arte de verano

Claude Monet, “Paseo por el acantilado en Pourville”, 1882 (Foto: Wikimedia Commons Dominio público)

En 1882, Monet pasó varios meses en Pourville, una comuna en la zona rural de Normandía. Como siempre, este artista amante de la naturaleza encontró inspiración en los paisajes a su alrededor, incluyendo, sobre todo, los acantilados cubiertos de flores y el agua turquesa de su idílica costa. En Paseo por el acantilado en Pourville, Monet retrata a dos mujeres –probablemente su segunda esposa, Alice y su hija– mientras exploran “los rincones encantadores” de esta soleada ciudad costera.

 

El columpio por Pierre-Auguste Renoir

pinturas de verano

Pierre-Auguste Renoir, “El columpio”, 1876 (Foto: Wikimedia Commons Dominio público)

En 1876, Pierre-Auguste Renoir pintó El columpio, una instantánea del hermano del artista, Edmond, y Jeanne, una de las modelos del artista, en un parque parisino. Aunque los sujetos aparecen en primer plano, gran parte del enfoque de la pintura en realidad recae en la atmósfera, especialmente en los efectos de la luz.

“Renoir trata particularmente de captar los efectos de la luz del sol moteada por el follaje”, explica el Musée d’Orsay. “Esto molestó particularmente a los críticos cuando se mostró la pintura en la exposición impresionista de 1877. Sin embargo, El columpio, encontró un comprador: Gustave Caillebotte, quien también compró Baile en el Moulin de la Galette“.

 

Baile en el Moulin de la Galette por Pierre-Auguste Renoir

verano en el impresionismo

Pierre-Auguste Renoir, “Baile en el Moulin de la Galette”, 1876 (Foto: Wikimedia Commons Dominio público)

El columpio y Baile en el Moulin de la Galette —una pintura a gran escala de un grupo de personas que disfrutan de una tarde soleada en París– tienen más en común que su comprador. Ambas fueron pintados en el verano de 1876, y en ambas aparecen Edmond y Jeanne; además, por supuesto, las dos pinturas muestran el interés de Renoir en capturar los rayos de sol que fluyen a través de los árboles.

“El estudio de la multitud en movimiento, bañado por luz natural y artificial, se realiza con pinceladas vibrantes y de colores brillantes”, dice el Musée d’Orsay. “Este retrato de la vida popular parisina, con su estilo innovador y su formato imponente –un signo de la ambición artística de Renoir– es una de las obras maestras de las primeras etapas del impresionismo“.

 

Hombre en el balcón, Boulevard Haussmann por Gustave Caillebotte

Gustave Caillebotte

Gustave Caillebotte, “Hombre en el balcón, Boulevard Haussmann”, 1880 (Foto: Wikimedia Commons Dominio público)

Si bien los artistas impresionistas son conocidos por su interés en pintar al aire libre, no todas sus obras tienen lugar al exterior. Aún así, incluso cuando trabajan a el interior, muchas de estas pinturas muestran el amor innato de los artistas por la naturaleza. Hombre en el balcón, Boulevard Haussmann, una obra del artista francés Gustave Caillebotte, es un gran ejemplo de este enfoque.

Aunque la escena transcurre en un apartamento, la pintura pone mucha atención en la calle soleada y llena de árboles, así como en las flores, las intrincadas barandillas y los toldos a rayas característicos de los balcones parisinos del siglo XIX. Esta composición única resume la capacidad de los impresionistas para celebrar el verano en todas sus formas, ya sea al aire libre o desde casa.

 

Artículos relacionados:

8 lugares retratados en pinturas famosas que puedes visitar en tu próximo viaje

8 Artistas mundialmente famosos que también pintaron con pasteles

26 Términos de historia del arte para describir una obra de arte a la perfección

¿Quieres convertirte en benefactor de My Modern Met en Español?

Tu contribución puede ayudarnos en nuestra misión de promover las artes.

CONTENIDO PATROCINADO